Al comenzar el escrutinio, la justicia electoral de la provincia de Buenos Aires advirtió que el personal del Correo Argentino a cargo del escaneo de las actas debe permitir que los fiscales partidarios presencien el mismo.
«Queremos recordar al personal del Correo la vigencia de una resolución emitida la semana pasada que dispuso que en el escaneo de las actas se debe permitir la presencia de un fiscal por lista partidaria, eso debe respetarse para dar transparencia a ese acto», informó a Télam una fuente de la justicia electoral provincial.
Se trata de la resolución del 5 de agosto último, dictada por el juez federal subrogante con competencia electoral de La Plata, Adolfo Gabino Ziulu, que  garantizó «la presencia de un fiscal por cada lista en el interior del aula o recinto desde el que se efectúe esa transmisión, a fin de que verifique las operaciones respectivas«, que permitirán realizar el conteo provisorio de votos que, aunque sin validez legal, es vital para dar certezas con cierta rapidez sobre los resultados en las urnas.
«En aquellos locales de votación en los que se efectúe, a su vez, el escaneado y transmisión de datos con destino al escrutinio provisorio a cargo de la Dirección Nacional Electoral y del Correo Argentino, las listas podrán designar, además, un fiscal por escuela al solo y único efecto de presenciar y fiscalizar dicha operación», indicó la resolución a la que accedió Télam. 
Se trata de la mecánica establecida por la Dirección Nacional Electoral, dependiente del Ministerio del Interior, para la realización del escrutinio provisorio tanto en las PASO de este domingo como en las elecciones generales del 27 de octubre y en un eventual balotaje. 
La nueva normativa significa un cambio en relación al sistema de conteo provisorio de votos que se venía aplicando hasta 2017, cuando se procedía al traslado físico de telegramas desde los centros de votación para su posterior escaneo.
En su resolución de hoy, Ziulu estableció que el fiscal designado por cada espacio político para controlar el proceso de escrutinio provisorio podrá también acompañar «en la recolección previa de los telegramas al empleado de correo encargado de dicha tarea». 
No obstante, aclaró que «el fiscal designado al efecto no podrá tomar contacto físico con el telegrama, debiendo limitarse a su visualización, la que no le podrá ser negada o restringida, de ningún modo, en todas las etapas de la operación».

LF