La paritaria para el gremio, encabezado por Armando Cavalieri, alcanza a cerca de un millón de empleados mercantiles y quedó estructurada con subas bimestrales y una cláusula de revisión en enero. Comenzará a regir con los salarios de mayo.

Según informa el periodista Mariano Martín en Ámbito Financiero, los incrementos de suma fija remunerativos no tributarán a la seguridad social. Así, para los cálculos de los empresarios el aumento en términos de costo salarial será de alrededor de 28,5%.

Cavalieri logró mantener un aporte extraordinario de todos los trabajadores mercantiles de $100 cada uno a favor de la obra social (Osecac), adicional al que se les descuenta por ley.

A partir de mayo se pactó una suma fija no remunerativa, que se distribuirá en cinco etapas: las dos primeras, para el bimestre de mayo y junio; las dos siguientes, en julio y agosto, y la última en marzo de 2020. Los aumentos remunerativos se pagarán en tres etapas: en agosto y septiembre, en octubre y noviembre, y en diciembre y enero.

El acta consensuada incluyó una cláusula según la cual en caso de producirse el despido de un trabajador durante la vigencia del acuerdo los montos pagados como no remunerativos pasarán a considerarse como si estuvieran incorporados en el salario básico para el cálculo de la indemnización.

Melisa Delgado Niglia